La perspectiva de la homosexualidad en la sociedad limeña

Homosexualidad… un tema que ha estado en los últimos tiempos en la boca de la sociedad y, sin embargo, no se ha dicho nada en absoluto: no hay una visión única de esto. Por ello, creemos que conocer un poco más sobre esto nos llevará a tener conciencia respecto a todos los asuntos que giran alrededor de este tema en nuestra sociedad.

En este artículo nos vamos a  concentrar en los principales puntos de vista que se tiene respecto de  las diferentes posturas y prejuicio sobre la homosexualidad en nuestra sociedad peruana. Pero antes de entrar a ello, hablaremos sobre las diferentes posturas que tienen los diferentes autores para poder conocer un poco más a profundidad el tema. Este marco teórico tratará  incesantemente de tener una postura neutral con respecto a las diferentes visiones, porque creemos que cada lector tiene la absoluta libertad de tener su propio criterio y opinión del tema y, por supuesto, creemos que manejar este tema es sumamente polémico y delicado, ya que el elemento de estudio no es nada menos que la persona.

Primero, Si definimos etimológicamente la palabra homosexualidad: homo proviene del griego homós (igual, semejante) y del latín sexus (sexo) esto quiere decir que designa a toda persona que se inclina a las relaciones eróticas con personas del mismo sexo. Según el Diccionario de la Real Académica Española, dice que es la inclinación hacia la relación erótica y la práctica de esta con individuos del mismo sexo. En la actualidad, hay sociedades donde se tienen diferentes puntos de vista acerca del tema y algunos países han aceptado la unión civil homosexual cómo Holanda, Argentina, España, Sudáfrica, Nueva Zelanda, Canadá y entre otros. También,  hay figuras públicas que se han declarado abiertamente homosexuales como Neil Patrick Harris (actor), Rob Halford (vocalista de Judas Priest), Ellen Degeneres (comediante, host de tv, actriz). E Incluso en la historia de la humanidad, ha habido comentarios sobre esta tendencia a personajes imborrables como Alejandro Magno, Leonardo Da Vinci y otros personajes históricos. Así que es un tema que ha estado presente a lo largo de la historia.

Para comprender mejor el principal origen de las polémicas, creemos que deberíamos comenzar analizando un aspecto filosófico de la persona.  El filósofo romano Boecio define al hombre como una substancia individual de naturaleza racional, esto quiere decir que el hombre por más que posea razón se puede dejar influenciar por sus emociones.  Entonces, por el hecho de ser persona, esta posee una naturaleza que  lo lleva a tener una dignidad  que ningún otro ser la posee y, por lo tanto, lo hace digno a poseer respeto. Sin embargo, el hombre  no sólo posee una naturaleza especial, sino que también es un ser que actúa en su entorno, es decir, que tiene una conducta. Es aquí donde las polémicas empiezan.

Por ejemplo, ¿usted qué sabe sobre la homosexualidad? ¿Cree que es una elección? En este punto comienza una principal polémica: ¿La persona gay se nace o se hace? A continuación citaremos las diferentes posturas de los dos principales bandos: los en contra y los a favor.

El primero indica que la homosexualidad es un trastorno mental, mientras que el segundo, afirma que es una orientación sexual, es decir, que esto puede ser natural en la persona.

Según los estudios realizados, estos indican que no se conocen en concreto las causas de la orientación sexual de las personas.

Debido a las influencias culturales “más liberales” (como Holanda, EEUU, etc.), se ha estado “amoldando” una nueva tendencia de integrar completamente el comportamiento gay en la sociedad peruana. Ya que esto, toma las posturas de otros países como correcta y modifica los valores y las conductas que alguna vez se tuvieron.

La cultura peruana influenciada por las culturas más liberales, se incentiva a que se promueva el matrimonio homosexual, la legalización de las drogas, la adopción de niños por parejas homosexuales, todo esto provoca que se tenga una idea errónea de la persona y que actúe de una manera desnaturalizada en base a su naturaleza humana.

Nosotros como personas de una misma sociedad tenemos la responsabilidad social de tratar de tolerar esa postura, sin fomentarla y sea un mejor lugar para vivir. Más aún, un lugar donde se pueda vivir tranquilamente para nosotros y generaciones futuras. Sin embargo, el acto de dar libremente por el hecho de dar está muy ausente en la sociedad peruana porque las personas siempre buscan el beneficio propio y, no tanto, un bien común que a largo plazo es mejor. En el caso de la homosexualidad, no se debe promover a que las personas crean que es lo correcto, pero a la vez no debemos actuar de manera diferente con personas que tienen comportamiento diferente.

En el principio de bien común, se viola la intención de buscar una acercamiento al perfeccionamiento de la sociedad al dividirse las perspectivas de la homosexualidad por dos grandes bandos: los pro y los contra gays. En ambas partes se exigen la ejecución de justicia según sus ideales en la sociedad y, desafortunadamente, en la mayoría de casos no se han manejado bien; ya que, debido a estas diferencias, es muy común escuchar, leer o ver hechos que muestran signos de discriminación y actos de burla, violencia e indiferencia, etc.

Creemos que, debido a la tan inmensa complejidad del hombre, está mal caer en un reduccionismo que ataque la dignidad de las personas gays; sin embargo, también creemos que se debe tener tolerancia acerca de la vocación sexual de las personas, mas no llegar a una relativismo absoluto.

También podemos apreciar en el mundo empresarial una característica que vive nuestro siglo, que es la tendencia del vender. No importa si lo que vendes es bueno o malo, lo único que importa es ganar dinero. Es por ello, que hay  un gran grupo de empresas que se muestran a favor de los homosexuales con el fin de aprovechar oportunidades lucrativas. Como por ejemplo las discotecas, bares y programas televisivos que apoyan el movimiento homosexual solo para obtener fines lucrativos. Por eso, como sociedad debemos hacer entender que las empresas tienen que defender lo que beneficie a la sociedad dado que hacia ellos va su servicio, por más que en algún caso no lo haga de manera lucrativa.

Ahora,  analizaremos el impacto que tiene el tema de la homosexualidad en la sociedad por medio de diferentes manifestaciones realizadas alrededor del mundo. Estas expresiones han estado relacionadas a todo tema en torno a la persona. Estas van desde la discriminación, los derechos humanos, la educación, religión, entre otros. Por ejemplo, una de las  campaña más importantes a favor de estas causas es la campañas del Día Internacional del Orgullo LGBT (Lesbians, Gays, Bisexual, Transgender), estas se realiza en diferentes partes del mundo en fechas entre el mes de Junio, siendo la más importante la que se realiza en Nueva York el día 28 de ese mes. Son realizadas por las comunidades LGBT  y tienen como fin el declarar pacíficamente su orgullo y su cultura. Así, también es una conmemoración a los disturbios de Stonewall que fue un bar neoyorquino donde se produjo un enfrentamiento entre la policía y un grupo de homosexuales. Y que produjo muchas agresiones que nunca llegaron a ser solucionadas por negligencia.

Otra campaña, a nivel nacional, que pudimos apreciar fue la de “Las Parejas Imaginarias” dónde personajes conocidos del espectáculo, periodismo y deporte estaban en contra de la homofobia. Esto, consistió en posar frente al lente de una cámara y  actuar como parejas homosexuales con el fin de impulsar la unión civil. Estas fotografías estaban distribuidas por diferentes lugares en las diferentes ciudades del país. Esa campaña tuvo muchas y diferentes respuestas de los ciudadanos.

También por el lado a favor de la unión civil tenemos a Carlos Bruce. Según entrevistas realizadas al Sr. Bruce, se afirma que él no está promoviendo la homosexualidad, sino que quiere que las personas del mismo sexo, que comparten una relación, tengan el derecho de tener un patrimonio bienes juntos como también, el poder estar juntos en el hospital cuando están enfermos, poder enterrar dignamente a su pareja por su muerte, etc.

Por más que como sociedad debamos tolerar y aceptar a las personas como son, este derecho por más que promueva la igualdad, indirectamente está dando a enseñar que la homosexualidad es algo común y normal. Por eso, aunque sea un derecho que se deba aceptar porque hay gente que convive con su pareja del mismo sexo no se debe promover con marchas pro-homosexuales dado que se fomenta a la sociedad como algo positivo cuando no lo es.

Como antítesis de esa campaña pro homosexualismo, surgió una campaña con el nombre de “Parejas Reales” a los tres días de que surgió “Parejas Imaginarias”. Esta campaña consistió en difundir imágenes de familias peruanas comprometidas con el fin de defender los valores de familia y de la sociedad como la conocemos. Esta campaña trató de hacer recapacitar a las personas dado que, mientras una campaña busca la igualdad de derechos para todas las personas (incluyendo la unión civil y el matrimonio), la otra es una reacción de unos ciudadanos de a pie que están dispuestos a defender los fundamentos de nuestra sociedad y hacerla entender que el matrimonio es entre un hombre y una mujer.

Finalmente, se puede ver que este problema social con relación a la homosexualidad, se encuentra en la discriminación y desigualdad entre las personas que conformamos la sociedad. Esto se refiere a que al ser de una orientación sexual diferente a la que uno por naturaleza debe seguir es tratado de diferente manera. Pero lo que se puede ver en la sociedad es que las personas quieren igualdades para muchos temas específicos (como la unión civil y el matrimonio) que en verdad todas las personas tienen derecho a optar a hacer con su vida lo que deseen. Solo que si va en contra de la naturaleza humana (como por ejemplo la finalidad de cada órgano), el fin del matrimonio como institución humana y otros factores por el cual se puede razonar que la homosexualidad va en contra de la naturaleza humana no da el derecho de juzgar a las personas por lo que son y quieren llegar a ser. El principal argumento de las personas que no están en contra de la homosexualidad es que en la sexualidad humana, alguien es gay porque nace gay, intentar cambiar su orientación para devolverlo a una supuesta normalidad sería algo aberrante. Deberían ser los prejuicios sociales quienes cambiaran y no los homosexuales.

En nuestra humilde opinión con respecto a este tema tan delicado, es que para la solución de este paradigma social el término a usar es la tolerancia, dado que uno debe aceptar a las personas por como son y dejarlos ser, pero si lo que hacen no brinda un aporte positivo a la sociedad no se debería fomentar. Se debe respetar  a las personas como son, pero respetando la naturaleza de la persona como se debe y aceptar la unión civil y el matrimonio de personas del mismo sexo iría en contra de nuestros principios como humanidad. Con este artículo no estamos juzgando a nadie, es más cada uno hace con su vida lo que quiere dado que todos somos libres, pero es para crear algún tipo de preocupación en las personas para que fomentemos el bien dentro de la sociedad limeña. Pensamos que la sociedad va a seguir cambiando a lo largo del tiempo, pero nuestra responsabilidad como personas es  tratar de mantener un balance ya sea por el lado de hacer el bien y a la vez respetando a las demás personas, a pesar de que tengan una conducta diferente. Para finalizar, nosotros queremos transmitir que cada uno hace de su libertad lo que quiera y eso no vamos a criticar, pero como responsables de una sociedad que está en desarrollo decimos que todos debemos ser responsables de nuestros actos.

Eric Hernández y Jose Luis Checa

Esta entrada fue publicada en conflictos, cultura, educación y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

15 respuestas a La perspectiva de la homosexualidad en la sociedad limeña

  1. Estoy totalmente deacuerdo en que algo que no es positivo no debe fomentarse. Pero como sociedad y como personas es también legítimo buscar el bien de los demás sobre el hecho de que cada quien haga con su libertad lo que quiera, es decir por más que una persona que conozcamos mantenga en privado su homosexualidad no nos quita el derecho de aconsejarle y tratar de mostrarle el mejor camino para su realización como persona.

    Jose Arruza

    • ds24udep dijo:

      De acuerdo contigo Jose, todos son libres de ser como quieran pero no hay que fomentar lo que afecta de manera negativa a una sociedad (sin discriminar, solo que la homosexualidad va en contra de la propia naturaleza humana). Por eso siempre existe una responsabilidad social que nos indica en qué podemos ayudar.

  2. ds14udep dijo:

    Todos somos libres de hacer con nuestras vidas lo que queramos, pero siempre y cuando no afectemos con dichas acciones a otros. Me pareció un buen punto el que mencionaran que “si lo que hacen no brinda un aporte positivo a la sociedad no se debería fomentar” ya que, en mi opinión, es un motivo importante por lo que no se debería promover la homosexualidad, lo cual no tiene nada que ver con que se les discrimine. Algo que muchos a favor de la homosexualidad no entienden y terminan llamando “homofóbicos” a todo aquellos que no estén de acuerdo con las cosas que ellos creen o promueven.
    Angela Solózano..

    • ds24udep dijo:

      Angela,

      Yo también opino que todos somos libres de hacer lo que queramos con nuestras vida, pero siempre hay un límite hasta uno debe actuar.
      No quiero fomentar la homofobia ni posturas a favor con este artículo solo crear consciencia de lo que pasa en la actualidad.

      Gracias por el comentario,
      Saludos

  3. ds11udep dijo:

    Interesante artículo. Sin duda el tema de la unión civil tiene un gran problema de relevancia cómo política; es decir, hay cosas que requieren aún mas prioridad para ser impulsadas (ej. la educación). Por otra parte es difícil discutir públicamente estos temas debido a la delgada línea que hay entre fomentar y tolerar. En estos tiempos, con el relativismo, es muy difícil poder ganar con argumentos a otra parte en este tipo de temas. En mi opinión, hay que tolerarlos, pero las propuestas tales como la unión civil no deben seguir adelante (sin embargo, es probable que lleguen a realizarse a pesar de los esfuerzos, es algo así como la maldición de las sociedades postmodernas).

    Paúl Corcuera

    • ds24udep dijo:

      Paúl,

      Efectivamente como una sociedad que somos, debemos tolerar a las personas por cómo son. También estoy completamente de acuerdo que los políticos deben darle mayor prioridad a otros asuntos que beneficien mejor a una sociedad.

      Se agradece por el comentario.

      Saludos

  4. ds21udep dijo:

    Concuerdo en que los homosexuales tienen igual dignidad que un heterosexual, por el hecho de ser una persona humana. Sin embargo, no apruebo los actos homosexuales, pues son antinaturales. Además, concuerdo en la el tema de la libertad de cada uno. En efecto, los homosexuales pueden hacer de sus vidas lo que quieran, porque cada uno es libre (siembre que sea en un ámbito privado). Con lo anterior, no quiero estoy aprobando la homosexualidad porque o uno es hombre o mujer, y no hay más.

    Por otro lado, esta situación no debe ser fomentada a nivel publico (mediante leyes) pues haría que las personas lo consideren como algo normal (pues las leyes tienen función educativa en las personas). Es necesario que estemos atentos ante las propuestas de ley que surgen (la unión civil) para poder rebatirlas mediante nuestra participación ciudadana.

    Gabriela Suárez Chumacero

    • ds24udep dijo:

      Gabriela,

      Es verdad, en la actualidad hay un relativismo que no permite ver con claridad la verdad de las cosas. Hay ciertos temas que no deberían ser públicos, como hay otros que deberían fomentarse para mejorar el país (como por ejemplo mejorar el nivel educativo de todo el país).

      Gracias por tu comentario,

      Saludos.

  5. ds16udep dijo:

    A lo largo de todo el artículo se ha utilizado el adjetivo “natural” como sinónimo de “bueno”, sin embargo no toda la naturaleza presenta cosas buenas. Por ejemplo, la penicilina es artificial y la viruela es natural, pero esto no hace que la penicilina sea mala y la viruela buena. Por otro lado, nada en la anatomía humana tiene una “finalidad”. El hombre no fue creado, sino que evolucionó por un proceso de evolución a lo largo de miles de millones de años.

    La homosexualidad no debe promoverse ni rechazarse. Nuestra actitud hacia los homosexuales debe ser la misma que tenemos hacia las personas que pertenecen a una minoría racial. La homosexualidad no es común, pero esto no la hace algo negativo. Ampliar la institución del matrimonio de tal manera que incluya a las parejas homosexuales no viola ningún principio de una sociedad democrática que promueve el bienestar de los ciudadanos, por el contrario, enriquece a dicha sociedad y nos lleva a dejar de lado prejuicios discriminatorios.

    Quisiera cerrar este comentario con una frase del presidente Barrack Obama, “No somos la clase de nación que dice “no hables ni digas”, somos la clase de nación que dice “De muchos somos uno””.

    Sebastián Sardón

    • ds24udep dijo:

      Sebastián,

      No estoy de acuerdo contigo en ciertos puntos.
      Primero: Cada órgano de la anatomía humana SI tiene su propio fin. Como por ejemplo ¿Acaso puedes comer por la oreja?. Por más que la humanidad siga evolucionando, su anatomía tiene unas funciones establecidas. Los órganos reproductores sirven para reproducir, los digestivos para digerir la comida con la que uno se alimenta, etc.
      Segundo: La naturaleza humana es simple: eres hombre o eres mujer. Y por la misma naturaleza uno complementa al otro viéndolo por el lado sentimental, físico y espiritual. Qué una persona por ocurrencias en su vida termina siendo homosexual no es algo bueno ni malo, es su propia decisión y nadie debería juzgarlo.

      Muchas gracias por tu comentario,

      Saludos

  6. ds31udep dijo:

    Es un tema muy interesante de debatir, sobre todo porque hay muchas personas que rechazan de manera cerrada las decisiones de otras personas, y se olviden que tambien son seres humanos con derechos comoo todos nosotros.

    En mi opinión no deberian ser discriminados, no fomento esta decisión porque desde que somos pequeños nos enseñan que existen hombres y mujeres. Pero si hay personas que deciden por esta opcioj, se debe respetar.
    Victor torres

  7. ds24udep dijo:

    Victor,

    Estoy de acuerdo contigo en que se deben respetar a todas las personas por cómo son y que son libres de tomar la decisión que quieran tomar.

    Gracias por el comentario,

    Saludos

  8. ds4udep dijo:

    Muy buen artículo y bastante interesante. Estoy de acuerdo con la postura de respetar la libertad de la persona pero recalcando de que somos parte de una sociedad y las decisiones que tomemos libremente no puede dañar o perjudicar a esta. Quisiera saber qué soluciones se propondrían para amparar a estas personas homosexuales en lo que respecta al a dimensión legal en caso no se apoye la unión civil homosexual.
    Camila Delgado

  9. ds4udep dijo:

    Me parece un artículo correctamente redactado, y con sumo cuidado dado que este es uno de los temas más polémicos de los últimos meses en nuestra sociedad limeña. Concuerdo mucho con la parte en la que se sostiene que promover la homosexualidad como algo natural no es correcto, pero muchas personas (tanto homosexuales como heterosexuales) sostienen que si lo es y dan argumentos que, a un desinformado o no conocedor del tema, podrían convencer. ¿Cuál sería la respuesta dada a una persona así, que sostiene lo dicho anteriormente (con qué argumentos o razones)?
    Ricardo Ramos

  10. ds29udep dijo:

    Es una lástima que se haga publicidad en diversos sectores de la sociedad. Que sea común nunca lo volverá normal. Quizá es que los políticos y jefes de opinión de ahora no son cincuentena de este pequeña pero importante diferencia. Quizá algo determinante en este tema sería dedicar esfuerzos para averiguar que causa esto.

    Ernesto Riveros.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s